Cómo vive Nueva York la “Era del Hielo”

En varios estados se declaró el estado de emergencia, que incluyó a la ciudad de Nueva York, donde se acumularon casi 25 centímetros de nieve. La temperatura más alta del día viernes fue de -7ºC. Pero dado que hay vientos árticos de 60 kilómetros por hora, se siente mucho menos y las personas deben protegerse del peligro de la hipotermia.

Desde después de la Navidad, Nueva York registró temperaturas muy inferiores a las habituales en esa misma época: si el promedio histórico ha sido de 4ºC, hasta el momento se mantiene en -5ºC. Las personas que esperaron el 2018 en Times Square pasaron en la calle el Año Nuevo más frío desde 1962. Y el Servicio Meteorológico Nacional (NWS) advierte que esta ola de frío supera a la de hace dos eneros, cuando las temperaturas cayeron a -7ºC. “En los próximos días hay que esperar temperaturas peligrosamente bajas”, advirtió.

Para el sábado se pronostican temperaturas máximas de -11ºC y mínimas de -16ºC, pero por el viento helado la sensación térmica puede llegar a -28ºC. Tim Morrin, del NWS, advirtió que los factores concomitantes de frío hacen muy difícil estar en la calle. “Todo se va a congelar. Va a ser muy duro para las personas que necesiten salir”.

Y si bien el clima podría mejorar un poco el domingo (pero seguiría bajo cero), se espera más nieve hacia el lunes a la noche.

El alcalde Bill de Blasio recomendó a los neoyorquinos que no se muevan en su automóviles sino que usen el transporte público. Tanto en la ciudad como en las localidades aledañas ya se pueden usar el metro, los trenes, los buses y los ferries, aunque no todos ni en sus horarios normales. Tanto a la mañana como a la tarde fue complicado moverse en las horas pico.

El estacionamiento se ha restringido en algunas zonas para quitar la nieve. También se redujo la velocidad máxima en los puentes y los túneles de acceso a la ciudad.

Aunque algunos lugares cerraron —el Jardín Botánico y las bibliotecas públicas, por ejemplo— algunos museos abrieron sus puertas: el Museum of Modern Art (MoMA) y su extensión MoMA PS1; las tres instalaciones del Metropolitan Museum, el Memorial de 11 de Septiembre, entre otros. También los teatros de Broadway volvieron a ofrecer funciones .

También en otras zonas afectadas por la tormenta invernal Grayson se rompieron récords, como anunció el NWS que podría suceder. La terrible marea en Boston superó el nivel máximo histórico: si en la terrible nevada de 1978 el nivel del mar había subido casi 4,60 metros, ahora superó esa marca: 4,62 metros. El agua invadió el puerto y hasta una estación de metro.

Aunque las máximas previstas para el sábado en Boston (Massachusetts) y Portland (Connecticut) están en el exacto nivel histórico, se estima que en otras localidades se comprobará la tendencia: en Worcester se romperá el record de 1904 y en Bridgeport, el de 22 años.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *