Por el humo de un asado alertaron a la Policía y Bomberos

En San Telmo, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, una familia disfrutaba de un tradicional asado, pero la gran cantidad de humo que salía de adentro de su vivienda, alertó a una vecina, que llamó a la Policía y Bomberos.  Pero al llegar, lógicamente, no encontraron fuego, sino una familia disfrutando de un asado, y habían abierto la puerta de calle para que el humo saliera.

Ocurrió pasadas las 13, en pleno corazón de San Telmo,  en un antiguo edificio, que tiene salidas por las calles Bolívar y México, donde llegó una autobomba del cuartel central de policía, con otro camión de apoyo, al tiempo que la policía cortó el tránsito en la zona, generando el lógico embotellamiento.

Rápidamente los bomberos entraron en acción, ingresaron al edificio, pero no había  fuego. Un vecino salió y pidió disculpas, dijo que estaba haciendo un asado  y por el calor de la hora,-37grados de sensación térmica- decidió abrir la puerta de calle, pero no previó las consecuencias ni el alerta de los vecinos. Falsa alarma.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *