La prensa volvió a acusar a Trump de interferir con una investigación

El presidente de Estados Unidos le pidió al fiscal general, Jeff Sessions, que dejara de investigar al sheriff racista que finalmente indultó el viernes pasado, Joe Arpaio.

Así lo denunciaron funcionarios citados este domingo por los diarios The Washington Post y The New York Times: como había hecho cuando pidió frenar la investigación contra su entonces asesor de seguridad por presuntos vínculos secretos con el Kremlin, Trump volvió a reunirse con el fiscal general y le sugirió que cerrara las indagaciones contra Arpaio, según relató el Times.

El medio contó que el presidente se juntó con Sessions y con Donald F. McGahn II, el asesor legal de la Casa Blanca, y les preguntó cuáles eran las posibilidades de ayudar a Arpaio, quien entonces se enfrentaba a una condena de hasta seis meses de cárcel después de haber sido hallado culpable de desacato a los tribunales por un caso de discriminación racial.

Tanto McGahn como Sessions respondieron al presidente que el caso no podía ser eliminado. El viernes pasado, Trump decidió indultar a Arpaio, un ex sheriff del condado de Maricopa, en el estado de Arizona, que ocupó el cargo entre 1993 y 2017, y se hizo famoso por su mano dura contra los inmigrantes indocumentados y por las severas condiciones en la cárcel bajo su jurisdicción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *