Conmoción en Paraná por el crimen de Fátima Acevedo: encontraron su cuerpo en un pozo de 18 metros de profundidad

El cuerpo de Fátima Florencia Acevedo, la joven de 25 años que estaba desaparecida en Paraná (Entre Ríos) desde el domingo 1 de marzo, fue encontrado una semana después. Sus restos estaban en un pozo de 18 metros de profundidad, tapada por ropa, ramas y basura. Fueron los perros rastreadores quienes alertaron de la presencia del cadáver y confirmaron las trágicas sospechas.

Atrás quedó la restricción perimetral para el ex, el botón antipánico y que viviera en la Casa de la Mujer de Paraná. Fátima fue hallada asesinada este domingo, Día de la Mujer, en el que se multiplican los pedidos para ponerle un freno a la violencia machista.

Por el crimen de Fátima, que tenía un hijo con su supuesto atacante, ya estaba detenido desde el martes el hombre al que ella denunció por violencia de género​: su ex Jorge Martínez (34), y que ahora deberá enfrentar el delito de “femicidio” y el pedido de que le extiendan la prisión preventiva, que era sólo por 15 días.

Así lo confirmaron en conferencia de prensa el fiscal de la Unidad de Género Leandro Dato, el procurador general Jorge García y la fiscal auxiliar Cecilia Goyeneche en los tribunales de Paraná.

También informaron que Martínez es el mismo hombre al que la Justicia le había impuesto “una medida de restricción de acercamiento por 90 días a principios de febrero”.

Además, le habían “allanado la casa para poder sacar las pertenencias de Fátima” luego de que ella lo denunciara el 4 de febrero pasado, y poco antes de que le dieran el “botón antipánico porque lo había visto merodeando” cuando ya tenía la residencia en la Casa de la Mujer.

Afuera de los tribunales de Paraná, decenas de mujeres se manifestaban en el marco del Día de la Mujer y demostraban su bronca ante el asesinato de Fátima.

El cuerpo fue encontrado este domingo por la mañana. “Los perros que estuvieron trabajando en los últimos tres días, sistemáticamente volvían a este lugar y las cercanías”, contó el fiscal Dato y precisó que recién pudieron rescatar el cadáver por la tarde: la basura y la profundidad del pozo donde había sido descartado dificultaban las tareas.

Las causas de la muerte de la joven aún se desconocen ya que recién este lunes le harán la autopsia correspondiente.

Mientras, todavía se aguarda el resultado de las pericias a unas medias y una remera ensangrentadas que ya tiene la División Criminalística. Esas prendas se hallaron durante unos rastrillajes realizados en una zona de descampados y de espesa vegetación en la ciudad de Paraná durante la semana.

Fátima había salido el domingo 1° de marzo de la Casa de la Mujer de Paraná, donde vivía tras denunciar a su ex, y con el que estaba en pareja desde 2014. El martes 3 de marzo avisaron que no había vuelto. La buscaron por todos lados mientras ese mismo martes se llevaban detenido al principal sospechoso: Martínez.

El fiscal Dato basó su acusación en unas notas escritas por el sospechoso en las que se hizo pasar por Fátima, en búsquedas de salas velatoria realizadas en Google, en el intento de uso de la tarjeta de débito de la víctima y en las denuncias por violencia y amenazas de muerte efectuadas por la mujer.

Por eso, en un primer momento, el fiscal acusó a Martínez de “amenazas, lesiones graves, agravadas en grado de tentativa; privación de la libertad coaccionada, en contexto de violencia de género contra la mujer y defraudación en grado de tentativa”. Este domingo el procurador García confirmó que ampliará la acusación por el “femicidio”.

No era primera vez que Fátima denunciaba a Martínez. Según la fiscalía, la pareja había tenido una relación “marcada por la violencia física, psicológica y sexual”. Incluso a fines de enero intentó quemarla con ácido muriático.

El año pasado, en tanto, Martínez había tenido una prohibición de acercamiento por haberle tirado una mamadera en la cara, y le habían iniciado una causa por lesiones leves, según contó Goyeneche: “Se le consultó a ella, y dijo que no vivían juntos ya y por eso se archiva la causa penal”.

“Nadie le dio una respuesta ni supo hacer nada”, advirtió Florencia López, una amiga de Fátima, a El Once TV.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *