Continuidad de los emprendimientos de la Tupac Amaru

Mucho se habló en los últimos días sobre cual sería el futuro de los diferentes emprendimientos de la Tupac Amaru ahora que su líder, Milagro Sala se encuentra detenida y pesan sobre la organización varias causas judiciales. Si bien el Gobernador en su momento había prometido que se iba a continuar con el trabajo que allí se realiza, los trabajadores manifestaron su preocupación a conservar sus fuentes laborales.

En una entrevista al respecto, el secretario de Comunicación y Gobierno Abierto, Raúl García Goyena, enfatizó que el Gobierno de la Provincia está haciendo el mayor de los esfuerzos para cumplir con los compromisos oportunamente asumidos, recurriendo a las vías disponibles para llegar con soluciones a los problemas que experimentan todos los sectores del entramado social, inclusive aquellos que se niegan a recibir la colaboración del Estado provincial.

El empeño referido por el funcionario, está especialmente volcado a la preservación de la fuente laboral, entendiendo que el trabajo es el punto de partida para la reconstrucción de dignidad en Jujuy; y la prestación de servicios elementales a la comunidad, a los efectos de mejorar la calidad de vida de la gente.

En este contexto, aludió particularmente a la situación que atraviesan los institutos educativos, centros de salud y talleres textiles que eran de la Tupac Amaru, en los cuales la gestión de Gerardo Morales enfoca recursos para garantizar su continuidad, atento a su significativo valor social, puesto que representan sustento y proyección a futuro de varias familias. “El Gobernador quiere que todos sigan trabajando”, aseveró, para luego remarcar que en Jujuy “hay gobierno y este gobierno cumple”.

Tras destacar que en Jujuy “nadie tiene que quedar en la calle y todos tienen que seguir trabajando”, García Goyena lamentó: “Lo cierto es que algunos no nos dejan ayudarlos”.

Prosiguió indicando que “el gobierno quiere que la gente pueda seguir trabajando en la textil” y en consecuencia una de las medidas dispuestas es asignarle la elaboración de los uniformes que usan los municipios. “Sin embargo, cuando se quiso coordinar el trabajo, nada se pudo hacer, porque impiden el acceso al establecimiento y no dejan entrar a nadie”, explicó, para luego indicar que “tienen injustificada desconfianza pese a queremos ayudar”.

En relación a los establecimientos educativos, aseguró enfáticamente que “ningún profesor y ningún maestro quedará afuera, seguirán trabajando todos”. Idéntico compromiso asumió para con los establecimientos de servicios médicos, señalando que el ministro de Salud, Mario Fiad, se reunió con el personal profesional y técnico para que se mantengan cooperativizados y puedan seguir trabajando. “Lo cierto es que de los 180 que son, 90 se organizaron en cooperativas, mientras los restantes no quieren trabajar, encerrándose en una posición adversa”, apuntó.

Por otra parte, el Secretario consideró importante que la comunidad en general y los propios trabajadores interesados sepan que el gobernador Morales “quiere que todos sigan trabajando, por lo que sería bueno que se sumen a las alternativas que ofrecemos y sigan trabajando la textil, en educación y en las prestaciones de salud”.

Fue rotundo al asegurar que el gobierno “no quiere quedarse con nada” y estimó que incurren en un error aquellos que pretenden utilizar a la gente para presionar. “Lo que buscamos es que la gente que trabaja pueda seguir haciéndolo, sin padecer presiones, ni extorsiones por parte de quienes quieren manejar la situación desde afuera con argumentos que lejos están de la verdad”, indicó finalmente.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *